Volver al inicioFrances    Inglés    Alemán    



Los últimos menhires de Kermorvan


Ciudad de Le Conquet





Aparcamiento GPS :   48°21'50 N  4°46'31W






La península de Kermorvan

La punta Kermorvan, en Le Conquet, era en tiempos neolíticos una colina con laderas empinadas, probablemente con vistas a prados y pantanos. Su configuración con dos partes estrechas, ahora istmos, lo hizo un sitio particularmente fácil de ocupar y defender. Con la subida del nivel del mar, el valor de esta posición estratégica ha aumentado aún más y no es sorprendente que muchos restos prehistóricos, megalitos y tumbas de la Edad de Bronce, junto con los restos de fortificaciones militares de todas las épocas, hasta blocaos alemánes de la Segunda Guerra Mundial, hayan alterado considerablemente el paisaje.

Acceso :   Viniendo de Brest o de Le Conquet, tomar la carretera entre el puerto interior de Le Conquet y el estanque de Kerjan, en dirección a St-Renan, Plouarzel. Gire a la izquierda en el primer cruce, hacia Ploumoguer-Plouarzel. En el siguiente cruce, gire a la izquierda hacia la península de Kermorvan y la playa de Blancs Sablons.
   Viniendo de St-Renan por la D67, gire a la derecha en el cruce justo después del restaurante « Le Charldann ». En el siguiente cruce, gire a la izquierda hacia la playa de Blancs Sablons.
   Viniendo de Ploumoguer por la D28, gire a la derecha hacia la playa de Blancs Sablons en un cruce situado en una amplia curva antes de un arca de agua. Aparcamiento en el istmo al final de la carretera.



  Hoy en día, tanto para los visitantes de verano como para los visitantes de fin de semana veniendo de Brest, el punto de Kermorvan es el lugar donde deben estar los nadadores, los excursionistas, los windsurfistas y los parapentistas. Una larga playa y una península aún salvaje atraen a muchos turistas.
  Esta pequeña península que separa el puerto de Le Conquet de la cala de los Blancs Sablons vio a los pueblos neolíticos erigir docenas de megalitos incluyendo varios dólmenes. Uno de ellos, algunos de cuyos pilares están decorados con cúpulas y grabados, ha sido incluso moldeado y esta presentado en el Museo de Prehistoria de Penmarc'h.   Le musée de Penmarc'h



Dibujo de Jean-Yves André©

  Lamentablemente, hoy en día no queda mucho de el, ya que la agricultura y la defensa militar de la costa siempre han prevalecido sobre la conservación de un patrimonio considerado obsoleto. Sin embargo, hay que señalar que en medio de la guerra, en 1916, el Capitán G. du Plessix, mientras excavaba fortificaciones, descubrió en los páramos cercanos al actual terreno de camping una gran losa grabada con una daga que sobresalía de su vaina. Informó de este descubrimiento al Comandante Alfred Devoir, que era arqueólogo. A. Devoir compró la piedra al dueño del terreno y la ofreció al Museo de Prehistoria de Penmarc'h donde la losa grabada aún está en exhibición. 1


Mapa dibujado por el arqueólogo Alfred Devoir en 1909
El gran número de megalitos que aún se registran es notable.
Sólo los números 1, 2, 10, 11, 15 y 16, aún visibles hoy en día, se describen a continuación.


   El caminante de hoy sólo puede descubrir seis megalitos : dos menhires en el páramo de la Maison Blanche, al este del aparcamiento, luego otros dos de pequeño tamaño a lo largo del sendero costero que bordea el puerto, y finalmente las dos piedras rescatadas de un cromlech situados a ambos lados de la pequeña carretera asfaltada reservada a los peatones después de la barrera.



LOS MENHIRES DE MAISON BLANCHE

-1- El menhir del OESTE

Acceso : Desde el aparcamiento del istmo, volver a pie a la carretera asfaltada y tomar, frente a un paso de peatones a la izquierda, un camino que va hacia el mar y cuya entrada está enmarcada por dos grandes rocas. Unos metros más adelante, se puede ver un pequeño menhir a la derecha en los helechos.

  Esta piedra muy discreta es fácilmente cubierta por la vegetación. Su altura es de sólo 1,10 m mientras que su anchura alcanza 1,25 m para un espesor de 0,65 m. No ha sido cortada y consiste en granodiorita de la Pointe des Renards en Le Conquet.


El menhir del Oeste de la Maison Blanche, arriba visto por la rebanada
y abajo mostrando su cara sur.




-2- El menhir del ESTE



Acceso : Continúe por el camino que lleva al GR34 a lo largo del Anse des Blancs Sablons. Gira a la derecha hacia la playa. A unos cincuenta metros, una brecha a la derecha de la ladera nos permite ver hacia el sur la cumbre bastante lejos del segundo menhir entre los helechos. Desde el GR34, el acceso es difícil en invierno, cuando la vegetación descolorida está sin embargo tumbada por el viento y la lluvia. No se recomienda en absoluto intentar hacerlo en otra estación : zarzas, helechos muy altos y posible presencia de víboras.

GPS : 48°21'53 N   4°46'07 W



  Es una piedra de 1,83 m de alto, 1,70 m de ancho y 1,10 m de espesor en la base. No un gigante, por lo tanto, sino un gran menhir que tiene el raro talento, para tal monumento, de poder disfrazarse en pocos años para pasar completamente desapercibido en el paisaje. ¿Adivinar usted un megalito bajo ese tocado de hiedra perdido en medio de una inextricable maraña de helechos y zarzas?


El menhir del ESTE de la Maison Blanche, cara sur, en otoño de 2014


El menhir del ESTE de la Maison Blanche, cara norte

   Después de la visita del peluquero, la piedra está un poco más presentable. Emergiendo de un grueso lecho de helechos, formaba parte de un grupo de tres menhires separados por unas pocas docenas de metros, descritos desde la época en que aún no existía ninguna construcción en el tevenn, la duna. Hecho de granodiorita de la Pointe des Renards, no fue cortado en absoluto.



¿Un tercer menhir?

   En una publicación de 1903, P. du Chatellier informó de un tercer menhir de 0,90 m de altura, situado a unos sesenta metros al oeste del primero, y prácticamente alineado con los otros dos. Esta piedra, no encontrada desde entonces, no fue reportada por Alfred Devoir en 1909. Por lo tanto, desapareció entre estas dos fechas.


LOS DOS PEQUEÑOS MENHIRES DEL PUERTO



Acceso :   Desde el aparcamiento del istmo, camine sobre la barrera y suba por el camino no asfaltado que recorre el puerto. Más allá de esta cuesta, una serie de grandes afloramientos rocosos salpice el camino. Tan pronto como se detienen, se puede ver una profunda depresión a la izquierda del camino y a la derecha un pequeño pasaje a través de zarzas y helechos hacia un árbol aislado. El primer menhir pequeño está allí, a pocos metros del camino, escondido en los helechos.

-1- El menhir del ESTE :

GPS : 48°21'47.5 N   4°46'43 W



  Este primer menhir no excede de 1 m sobre el suelo para un ancho igual y un grosor de 0,30 m. Como el terreno es inclinado y la capa de helechos es gruesa, es probable que la porción enterrada sea más extensa.




Dibujo de Jean-Yves André©

-2- El menhir del OESTE :

GPS : 48°21'47.4 N   4°46'43.2 W



  El segundo menhir, a sólo 6 m de distancia, está situado ligeramente más alto y al oeste en la ladera. Su forma es triangular, su altura alcanza 1,10 m y su anchura en la base 1,45 m para un espesor de 0,30 m.




Dibujo de Jean-Yves André©
Los menhires a menudo son en pares.
Estos dos estoicos centinelas vigilan así el puerto de Le Conquet..
durante milenios.


LOS SOBREVIVIENTES DE UN CRÓMLECH

Listados como Monumentos Históricos el 22 de octubre de 1913




Acceso :   Regresar al estacionamiento del istmo.Hay que subir por la pequeña carretera asfaltada, al oeste de la barrera, que lleva al faro de Kermorvan. Los dos megalitos están a apenas 200 m de distancia.

GPS : 48°21'50 N   4°46'52.9 W



El menhir n°1 del cromlech

  El primero, foto y dibujo abajo, en gneis, está un poco atrasada en el lado izquierdo de la carretera. Se puede acceder fácilmente desde la primera entrada del campo a la izquierda después de la piedra. Emergiendo de la maleza, tiene 2,5 m de altura y su base es de 1,70 x 0,57 m. Es la piedra más grande - y por lo tanto la menos fácil de quitar - en un círculo de menhires que consistía en al menos trece piedras.


El menhir n°1 del cromlech


El menhir n°1 del cromlech
Dibujo de Jean-Yves André©



El menhir n°2 del cromlech

GPS : 48°21'50.4 N   4°46'55.6 W



  Este segundo menhir, más pequeño pero robusto, ( foto y dibujo abajo ) está unos pasos más adelante en el borde de una parcela de tierra cultivada al noroeste de la carretera. Hecho de granodiorita gneisica, tiene 1,78 m de altura y 1,78 m de ancho y 0,82 m de espesor en la base.


El menhir n°2 del cromlech


El menhir n°2 del cromlech.
Dibujo de Jean-Yves André©


  Durante varios años, a principios del siglo XX, este menhir se incorporó a un pequeño edificio que formaba parte de una granja vecina que hay desaparecido, una especie de granero o refugio para el ganado, hecho de piedras secas, cuyo megalito formaba parte del frontón.


El menhir n°2 del cromlech en 1909. Foto Alfred Devoir

  De hecho, estos dos menhires de Kermorvan formaban parte de un cromlech elíptico que, según los autores, contenía 12 o 13 megalitos.



  Una reconstrucción muy libre de este cromlech se hizo en 2005 para el rodaje de la película de TV « Dolmen » en la península de Kermorvan. Este decorado fue desmantelado más tarde.



  El Capitán Christophe-Paulin de la Poix, Caballero de Fréminville, escribió en 1832, en " Antiquités du Finistère " :

…« Llegué al santuario o Cromlec'h que consistía en doce piedras plantadas verticalmente en el suelo para formar un recinto elíptico de ciento ochenta y cinco pies de largo por ciento veinte pies de ancho en su punto más ancho. La más alta de las piedras de este Cromlec'h es la que está en el extremo este : tiene una elevación de ocho pies. Mirando hacia el oeste y diametralmente opuesto hay una piedra de dos metros de altura ; todas las demás son más pequeñas. »

El pie que corresponde en Francia a 0,324 m, las dimensiones de esta elipse eran de unos 60 x 39 m.

Se oye a menudo en Le Conquet que el cromlech fue destruido por los alemanes durante la Segunda Guerra Mundial para pasar los cañones destinados a la defensa de la punta de Kermorvan. Obviamente hay una confusión, ya que el autor de la cita anterior añade :

...« Estos son los monumentos druídicos de la península de Kermorvan, o mejor dicho, tal como eran, porque me enteré con pena de que recientemente habían sido completamente destruidos, y sus piedras removidas, rotas y cortadas para su uso en construcciones modernas. »

Su libro se publicó en 1834, por lo que la destrucción del cromlech tuvo lugar entre 1832 y 1834, y fueron tropas francésas de entonces las que despejaron la zona de maniobras militares. La confusión proviene del hecho de que las tropas alemanas han destruido otros megalitos en la península.


MEGALITOS DESAPARECIDOS


El menhir n° 12 del mapa de Alfred Devoir elaborado en 1909 ha desaparecido por completo.
No debe haber estado lejos de la granja, al sur del cromlech.


Este menhir fue separado del cromlech por dos grandes dólmenes (n° 13 y n° 14 en el mapa de Devoir) clasificados desde el 22 de octubre de 1913.




Uno puede imaginar cuánto estos monumentos, cromlech, dólmenes y menhires podrían haber constituido un importante lugar prehistórico. Todo este complejo ya no existe.

Las postales de Le Conquet todavía nos muestran otras estructuras que han desaparecido.









Los megalitos de Kermorvan han sido preservados intactos por todas las generaciones durante unos 50 siglos - no está mal - pero estos monumentos no han sido capaces de resistir la inconsciencia humana durante los últimos cincuenta años...

***

-1-G.du Plessix :
« Descubrimiento de una piedra grabada en los páramos de Kermorvan »
Bulletin de la Société Archéologique de Nantes, 1918, tome 58, p.3 à 11.



« Menhir » del Tévenn de Kermorvan, clasificado como monumento histórico,
que actualmente se exhibe dentro del Museo de Prehistoria de Penmarc'h.
El grabado en relieve representaría una daga saliendo de su vaina.
La piedra, descubierta en posición tumbado, podría ser un menhir del Neolítico medio,
que luego fue reutilizada como lápida.


Yannick Loukianoff


***

Código QR de esta página:


Descargar este flashcode